USO DE COOKIES

Esta web utiliza cookies propias e de terceiros para mellorar a experiencia de navegación, adaptarse ás túas preferencias e realizar labores analíticos. Se continúas navegando consideramos que aceptas o seu uso. Máis información

Logotipo da escola de economistas de A Coruña

Zona Privada

Usuario:
Contraseña:
Buscador de colexiados
emprégate!
Revista"

Última Revista Descarga la Revista.

pdf Descárgao 2.74Mb

Los auditores hacen gala de un optimismo moderado

18/11/2019

Noticia: Los auditores hacen gala de un optimismo moderado

Celebradas los pasados días 14 y 15 de noviembre en Santiago de Compostela, estas IV Jornadas de de Auditoría y Contabilidad en Galicia sirvieron no solo para constatar el buen momento que atraviesa la profesión, sino también para reivindicar el valor el trabajo de los profesionales y reflexionar sobre el reto tecnológico que deben de asumir.

Estas jornadas agruparon, como viene siendo habitual en las últimas ediciones, a todas las corporaciones representativas de la profesión a nivel autonómico, pues compartieron organización, por un lado, el Consello Galego de Economistas con el apoyo y la colaboración del REA, y por otro, la Agrupación Territorial 4ª del Instituto de Censores Jurados de Cuentas de España (ICJCE).  

En la inauguración estuvieron presentes los máximos representantes de ambas instituciones, Miguel A. Vázquez Taín, y Enrique González González, a quienes acompañó Adriana Domínguez, consejera delegada del Grupo Adolfo Domínguez, encargada de pronunciar la conferencia inaugural.

Taín quiso resaltar el valor de unas Jornadas que “trascienden a su vertiente formativa, pues tan importante como esta es su vertiente corporativa, ya que las relaciones entre compañeros de profesión son claves para que dicha profesión avance”. Además, quiso reivindicar el permanente compromiso del Consello Galego con la sociedad, y su puesta a disposición de las distintas Administraciones en todo aquello que se le pueda requerir.

Enrique González, por su parte, dejó en su intervención toda una declaración de intenciones, ampliando el lema de la Jornadas (Tecnología y talento): “Tecnología, talento y más auditoría”, indicó, antes de asegurar que “es mejor auditarse que no hacerlo, pues ello es bueno para el tejido económico al convertir a las empresas auditadas en más rentables y generadoras de empleo”.

A continuación, Adriana Domínguez -a quien Taín definió como “comprometida y valiente”-desarrolló la conferencia titulada “Empresas del siglo XXI: abrazar el cambio”, en la que realizó un repaso al proceso de transformación que bajo su tutela ha llevado a cabo la firma de moda de autor, que le ha permitido a la compañía alcanzar su primer resultado operativo positivo (+1,2M de euros) desde 2011.

Nos encontramos en un proceso de plantearnos todos los aspectos de la empresa”, indicó Adriana, pues nada más aterrizar en su actual puesto de consejera delegada del Grupo, “quisimos atacar dos puntos clave en la gestión: la eficiencia de los procesos, optimizando desde el etiquetado hasta la distribución de las prendas y la mejora de la tienda on line, así como potenciar la creatividad y el talento dentro de la organización”.

Prosiguió indicando que, “en un foro como este no puedo dejar de resaltar que la auditoría interna que llevamos a cabo nos aportó tanto sentido común como eficiencia económica y sostenibilidad, aunque para acometer un cambio como este es necesaria también la fe, aunque no sea esta una palabra que figure en el diccionario de los auditores”.

Finalizó indicando que, en la actualidad, “hemos logrado ser una de las cinco empresas de moda que se les viene a la cabeza al 95% de las personas a las que se les pregunta, y además hemos conseguido en estos tres años de trabajo que el valor de la acción de la compañía se triplicase”.

A continuación, Ramón Abellá Rubio, socio de PwC en España, disertó el primer año de aplicación de la Ley 11/2018 en materia de información no financiera, resaltando “el enorme esfuerzo que las empresas se han visto obligadas a realizar para recabar en tiempo récord este tipo de información”. A pesar de que, según señaló, algunas empresas se niegan a facilitar algunos aspectos de dicha información por considerarlo lesivo para sus intereses, -“hay mucha casuística en este aspecto”- “a finales de septiembre el 84% de las compañías cotizadas del mercado continuo a las que se aplica esta Ley ya habían publicado este tipo de información no financiera”. Finalizó indicando que la presión en esta materia del regulador de los consejeros y de los distintos grupos de interés “será cada vez mayor”.

La encargada de cerrar la sesión de mañana fue Dolores Urrea, subdirectora general adjunta de Normalización y Técnica Contable del ICAC, quien realizó un detallado repaso sobre las novedades en la normativa contable para 2020. Centró la primera parte de su exposición en la Resolución de 5 de marzo de 2019, del Instituto de Contabilidad y Auditoría de Cuentas, por la que se desarrollan los criterios de presentación de los instrumentos financieros y otros aspectos contables relacionados con la regulación mercantil de las sociedades de capital, para terminar analizando ciertos aspectos de la próxima reforma del PGC, y los principales cambios que se producirán en la norma sobre Instrumentos financieros.

Abrió la sesión de tarde la ponencia “Otros trabajo del auditor”, que corrió a cargo de Francisco Rabadán Molero, de KPMG. Su exposición se dividió en tres partes, abordando en la primera de ellas el entorno y necesidad del Informe de Aseguramiento (Assurance). Posteriormente abordó los encargos de procedimientos acordados de la ISRS 4400, para finalizar con los encargos de revisión limitada (ISRE 2400-2410).

Concluyó esta primera jornada con la ponencia “Proceso de Digitalización y Soluciones prácticas para su aplicación en las firmas de auditoría”, que desarrollaron Loreta Calero Pérez, Managing Partner e International Liaison Partner Crowe; y Manuel Mendiola Antona, responsable del área de Riesgos Tecnológicos en PKF ATTEST. Ambos concluyeron en que “la eficiencia y la diferenciación que proporciona el uso de la tecnología es clave para las organizaciones”.

La encargada de abrir turno en la jornada del viernes fue Sara Mondelo (Cuatrecasas), que se explayó sobre los supuestos en los que la legislación mercantil societaria exige la intervención de un auditor o experto independiente nombrado por el Registro Mercantil y sobre los cuatro supuestos especiales de de desequilibrio patrimonial intolerable, y las posibles soluciones desde el punto de vista mercantil.

Posteriormente, Belén Varela, de RH positivo Organizaciones Positivas, ilustró a los presentes sobre la gestión y retención del talento en las organizaciones, A partir de la definición de talento que compartió (“capacidad más esfuerzo”) estructuró su exposición en abordar ambos elementos: la capacidad, el dominio del conocimiento, la experiencia y las habilidades, por una parte, y el esfuerzo, voluntad o motivación por otro. “Disculpen la trampa”, indicó para finalizar, “pues a esos dos elementos hay que unir uno muy importante: la dimensión sentido, el que las personas sintamos que nuestro trabajo es importante, es contributivo, algo que no sucede en la actualidad”.

El turno fue a continuación para Sergio Salcines Gasquet y la materia “Responsabilidad del auditor”, en la que desmenuzó otro tipo de servicios que los auditores han de acometer “que permitan diversificar ingresos y abrir nuevas vías de colaboración con los clientes, como el asesoramiento normativo, análisis de riesgos, creación de procedimientos y reporting, entre otros”. Concluyó señalando que, en esta materia, “nos encaminamos a una total externalización de servicios, especialmente en back office”.

El mercado de auditoría ofrece signos positivos

Antes de la clausura, tuvo lugar una Mesa Redonda en la que estuvieron presentes Carlos Puig de Travy, presidente del REA, Ferrán Rodríguez Arias, presidente de ICJCE, Francisco Gracia Herréiz, presidente del REC y Enrique Rubio Herrera, presidente del ICAC, en la que debatieron y reflexionaron sobre el presente y le futuro del auditor y el experto contable. Todos se congratularon en coincidir en que el estado actual del mercado de auditoría ofrece signos positivos: según una encuesta interna de ICJCE, en 2018 ha habido un incremento de ingresos y para el año próximo un 47% de los profesionales afirman que van a crecer, frente a tan solo un 9% que dice que no lo hará.

Sobre el futuro, los intervinientes indicaron que se presenta igualmente de manera positiva, entre otras, por razones como que las administraciones requerirán cada vez servicios de los profesionales en aras a la transparencia que se les demanda; que la Unión Europea y el propio G20 pretende potenciar el papel de las Pymes, algo que afecta directamente a los auditores, o que cada vez más la sociedad y los inversores demandan conocer de las compañías no solo la información financiera, sino también la información corporativa, lo que abre un gran nicho de negocio para los profesionales.

Sobre los retos, se citaron la captación y conservación de talento, el fortalecimiento de los sistemas internos de los auditores, no dar valor al precio sino al servicio, aumentar la dimensión de las organizaciones y el reto tecnológico.

Presidió la clausura de estas IV Jornadas de de Auditoría y Contabilidad en Galicia estuvo presente el conselleiro de Facenda de la Xunta, Valeriano Martínez, quien se felicitó “por la consolidación de este foro de referencia para todos los auditores de Galicia”, además de resaltar la labor del Consello Galego de Economistas y del Instituto de Censores Jurados de Cuentas de España (ICJCE).

Destacó además el lema de las jornadas “aunque, personalmente, yo invertiría los términos: el talento antes que la tecnología”, y finalizó indicando que lo que se le viene a la cabeza “cuando se habla de nuestra profesión, pues yo también soy auditor, son tres palabras: seguridad, certeza y confianza”.

 

En definitiva, una nueva edición de unas Jornadas celebradas antes unos cientos cincuenta profesionales de la auditoría y la contabilidad que sirvieron tanto para realizar un reciclaje formativo como para tomar el pulso al estado actual de ambas profesiones y reflexionar sobre los retos que les aguardan en el futuro, personificados en el reto tecnológico.

 

De izda a dcha: Miguel A. Vázquez Taín, Adriana Domínguez y Enrique González González  

 

Copyright, Aviso Legal, Política de privacidade e Accesibilidade